Las jaulas están de moda, aunque es una moda muy alejada de la función original de una jaula. Las jaulas hoy ya no encierran ni a nada ni a nadie, pero su atractiva imagen nos ha convencido a todos, de usarlas en decoración. Esta es la última jaula, una jaula hecha a mano, con la que hoy decoro en mi propia casa.

Jaula de vinilo hecha a mano.
Una jaula hecha a mano con vinilo por metros.

Quizá, antes de contaros cómo he hecho esta jaula decorativa, tenga que explicar por qué he metido dentro el peluche ratón y lo del cartel con la leyenda “HOLA RATÓN” a los pies de la jaula.

Sí, algunos lo habréis reconocido, el ratón que he metido en esta jaula hecha a mano es el ratón de IKEA GOSIG MUS blanco. Sé que no soy la única que no pudo resistirse a llevárselo a casa al verlo en la tienda.

Yo, además de traérmelo a casa y como soy un poco payasa, “le hice hablar” en un vídeo que mandé a mi sobrina diciendo “hola”. De ahí que desde entonces mi sobrina y toda la familia, llamemos al GOSIG MUS de IKEA, “Hola Ratón”.

¿Por qué he metido al “Hola Ratón” en una jaula? Porque a veces los caprichos se convierten en un incordio y desde que lo compré, no he sabido donde colocarlo con acierto. Y ya veis, por el momento, dentro de esta jaula hecha a mano me ha parecido buena idea.

JAULA HECHA A MANO CON VINILO.

Jaula de vinilo hecha a mano.
Vinilo en rollo semirígido, tijeras y adhesivo de contacto es lo que he necesitado para hacer esta jaula decorativa.

Para hacer esta divertida y algo desequilibrada (lo admito) jaula, he usado como materia prima restos del rollo de vinilo semirígido de Leroy Merlin que me sobró de aquello de aquel reto de decorar el balcón como si lo hubiera hecho en 2011.

Como herramientas he usado tijeras y como adhesivo uno de contacto que también conseguí en Leroy Merlin.

Jaula hecha a mano con vinilo semirígido.
Para hacer esta jaula decorativa hay que recortar un círculo de vinilo, varias tiras estrechas del mismo material y una más gruesa.

Para hacer la jaula lo primero que hice fue cortar las piezas que iba a necesitar del vinilo; un círculo, unas tiras finas y una más gruesa.

Tras ello, pegué con el adhesivo de contacto y respetando los tiempos indicados en el tubo para ello, las tiras más estrechas a la base del círculo de la manera más equidistante posible. No me fue posible equidistar perfectamente esas tiras para la jaula porque no lo intenté demasiado, la verdad.

Tras secarse bien el adhesivo y las tiras estaban bien pegadas a la base de vinilo de la futura jaula DIY, las pegué alrededor de la tira más gruesa del material. Tampoco le presté mucho interés a que quedara perfecto e insisto en ello para que comprendáis el resultado desequilibrado de esta jaula hecha a mano.

Jaula hecha a mano.
No es nada difícil hacer con vinilo semirígido, que también se puede sustituir por cuero o un material similar, esta divertida jaula para decorar.

Como vuelvo a decir, el resultado de esta manualidad con vinilo es una jaula destartalada pero de la que estoy orgullosa. Es lo que tienen los trabajos manuales, que aunque sí que existen las veces en que realmente aborreces el resultado, lo normal es que sientas orgullo por él, aunque no esté del todo perfecto. ¿Y no es esa la gracia de las cosas hechas a mano? ¿La imperfección? Pues por eso me vale como decoración esta jaula hecha a mano.

Ah, por cierto. El cartel que he usado para decorar el pie de esta jaula hecha con vinilo, es también DIY y ya os conté en el blog cómo hacerlo y cómo hice uno como adorno para primavera.

¿Tú qué piensas?

Decora Decora utiliza cookies para mejorar tu vista. Al seguir navegando por la web, estás dando tu consentimiento para la aceptación de las cookies y de la política de cookies de la página.

ACEPTAR
Aviso de cookies