En realidad no es una naranja lo he usado para crear estos dos adornos que hoy os cuento cómo. He usado la piel de varias mandarinas. Pero como se puede decorar de esta misma forma con la piel de cualquier cítrico, he pensado en generalizar y hablar de la piel de la naranja como base para esta manualidad. Y en realidad, no es una idea nueva en el blog porque ya os conté cómo hacer adornos con la piel de una mandarina.

decorar_con_naranjas

¿Nunca habéis mirado la piel de una naranja, de un limón, de un pomelo o de una mandarina con pena? ¿Tiene que acabar necesariamente en la basura? Si son de esas naranjas o frutas cítricas que además de un color bonito huelen fenomenal, las pieles aún se tiran con más pena. ¿O solo me pasa a mí?

decorar-con-naranja

Desde hace ya algunos años, siempre que entran en casa naranjas o mandarinas, las pieles ya no tiran. Se convierten en decoración.

decorar_con-naranjas

Este año, con las primeras mandarinas que han entrado en casa, me he hecho dos adornos colgantes.

Los he hecho exactamente igual que otros años. He usado un cortapastas para presionándolo sobre las pieles, crear formas. Este año he hecho corazones.

decorar-con-naranjas

HACER ADORNOS CON LA PIEL DE LA NARANJA

Las mandarinas tienen poca piel, así que para conseguir estos adornos he necesitado bastantes de ellas. Pero si hacéis estos adornos con las pieles de naranjas, necesitaréis muchas menos.

decorar-con_naranja

Y por supuesto, podéis recortar en las pieles de naranja con la herramienta que queráis. Yo he usado un cortapastas, como ya he dicho con forma de corazón, porque lo tenía a mano y me gustaba. Pero si no tenéis cortapastas, podéis usar hasta tijeras para recortar las pieles de naranja. Dibujáis la forma que os guste en la parte interior de la piel y recortáis.

decorar_naranjas

Lo nuevo de este año al decorar con pieles de naranja, es cómo las he colocado. He creado dos adornos colgantes con los corazones de piel de naranja.

Para montarlos solo he hecho agujeros en la parte superior de cada uno de los corazones y he usado una fibra natural para convertrilos en corazones colgantes.

Uniendo varios de ellos, he creado el primer adorno de piel de naranja. Y el segundo, igual pero por otra parte.

Lo mejor de todo es que durante unos días, los adornos hechos con la piel de naranja, aún huelen a ella.

¿Tú qué piensas?

Decora Decora utiliza cookies para mejorar tu vista. Al seguir navegando por la web, estás dando tu consentimiento para la aceptación de las cookies y de la política de cookies de la página.

ACEPTAR
Aviso de cookies